Un excepcional gratinado de coles de Bruselas: ¡excepcionalmente rico!

"¡Que te comas tus coles de Bruselas!" Un regaño que escuchábamos con frecuencia cuando éramos niños, y que solíamos ignorar, junto con las verduras en cuestión. Pero con la siguiente receta, las coles de Bruselas va a recuperar su prestigio, y las nuevas generaciones ya no recibirán ningún regaño por su culpa. 

Vas a necesitar:

  • 350 g de coles de bruselas
  • 75 g de queso mozzarella

Para las minialbóndigas:

  • 300 g de ternera molida
  • 1 cebolla
  • 1 cucharada de pimentón

Para el puré:

  • 350 g de papas harinosas
  • 125 ml de leche
  • 20 g de mantequilla
  • 1/2 cucharadita de nuez moscada
  • 1 huevo
  • Sal y pimienta

Manos a la obra:

  1. Lava las coles de Bruselas, córtales el tallo y hazles un corte en forma de cruz. Ponlas en agua hirviendo con sal unos 8-10 minutos.
  2. Mezcla muy bien la ternera molida, la cebolla y el pimentón. Moldea unas albóndigas pequeñas con las manos, más o menos del mismo tamaño que las coles de Bruselas. 
  3. En un bol aparte, haz un puré con las papas cocidas, la leche, la mantequilla, la nuez moscada, una pizca de sal y otra de pimienta. Agrega el huevo al puré y revuelve muy bien. 
  4. Coloca de forma alternada las coles de Bruselas y las minialbóndigas en una fuente redonda para horno. Luego vierte el puré encima y, por último, rocía la mozzarella sobre el puré. Mete la fuente al horno a 185 ºC durante 15 minutos. 

¡Con el queso gratinado, vas a disfrutar mucho más las coles de Bruselas! Deja que los más pequeños descubran por sí mismos qué hay debajo de la capa de puré y mozzarella. Se llevarán una sorpresa cuando se den cuenta de que la maldición de estas coles se ha terminado para siempre. 

Comentarios

Más de Nolocreo