Hicimos pizza con puré de papa. ¡Brillante!

Las papas y la pizza se llevan tan bien como los osos polares con el desierto del Sáhara. ¡Falso! En realidad, estas dos comidas se complementan muy bien si se preparan como es debido. Si todavía tienes dudas, deberías darle una oportunidad a esta rica y abundante que combina los ingredientes de la pizza con el tradicional puré de papas.

Vas a necesitar:

  • 1,5 kg de papas hervidas
  • 35 láminas de salami
  • 200 g de harina
  • 200 g de queso mozzarella
  • 2 huevos
  • 1 cucharadita de albahaca seca
  • 1 cucharadita de orégano seco
  • 2 cucharaditas de sal
  • 1 cucharadita de pimienta

Se hace así:

1. Coloca las láminas de salami sobre un rectángulo de papel para hornear (5 filas de 7 láminas).

2. Mezcla las papas hervidas con los condimentos, los huevos y la harina. Tritura las papas con un tenedor o con un prensador de papas hasta que obtengas una mezcla homogénea. 

3. Con mucho cuidado, extiende el puré de papas sobre las rebanadas de salami y rocía la mozzarella por encima. 

4. Poco a poco, enrolla el rectángulo de salami y papa con la ayuda del papel para hornear. Ten cuidado de que el papel no quede dentro del rollo. Lo mejor es poner primero otra pieza de papel para hornear debajo para que puedas pasar el rollo sin problemas a una bandeja. Mete la pieza al horno en un horno de convección (de preferencia) a 180 ºC durante 20 minutos. 

Este rollo de pizza y salami no solo se va a llevar las palmas por su sabor, sino por la facilidad con la que se prepara. ¡Ideal para principiantes! ¿Por qué no hacerlo?

Comentarios

Más de Nolocreo